Archivo de la categoría: Radio

RADIO E INTERNET

La presencia de Internet representa un cambio significativo en el modo de transmisión de la radio y ha propiciado, incluso, el nacimiento de estaciones que emiten exclusivamente a través de la red.

No obstante, la presencia del medio radiofónico en Internet es bastante desigual. Así por ejemplo, algunas emisoras que tienen página web  se limitan a colocar en ella datos sobre la estación y la programación, informar al usuario acerca de la localidad desde donde emiten, la agenda cultural y actividades diversas.

Otras  dedican más recursos a su website y además de posibilitar la escucha en directo de sus programas, ofrecen otros servicios adicionales, como la denominada “radio a la carta” mediante la cual el oyente puede escoger los contenidos que quiere escuchar, el orden que desea y a la hora que más le apetezca. Además, algunas emisoras incorporan los chats, así como materiales informativos complementarios acompañados de imágenes fijas y/o en movimiento.

Sin embargo, independientemente de todas ventajas que ofrece la red, muchas estaciones radiofónicas deciden su presencia en Internet como una cuestión de prestigio, de imagen, para de este modo, mantener su credibilidad como empresa.

La radio se ha volcado tanto hacia Internet básicamente porque gracias a sus diferentes servicios (World Wide Web, correo electrónico, news, chat, Twitter, Facebook, Podcasting, Blogs, Streaming, etc.), es posible experimentar con otras formas de información y expresión que van más allá del sonido radiofónico e incorporar, por tanto, nuevos contenidos.

Además, también es factible generar nuevas formas de consumo y de relación del medio con el oyente.

La radio ha tenido tradicionalmente una serie de características que, en algunos casos, se han convertido en limitaciones:

1. No puede emitir imágenes.

2. Sus mensajes son fugaces, es decir, no hay posibilidad de volver a escucharlos a no ser que se graben.

3. Sus emisiones son secuenciales, lo que significa que deben escucharse en el orden en que se programen.

Con Internet estas limitaciones han sido neutralizadas.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

RADIO E INFORMÁTICA

La incorporación de la informática revolucionó el mundo de la radio. Se podría asegurar que desde que  las computadoras irrumpieron en los estudios de control de audio hay un antes y un después en la gestión del audio radiofónico.

Los programas informáticos diseñados por y para las emisoras de radio permiten grabar y manipular el sonido, reproducir de forma automática sonidos previamente grabados, controlar la emisión en directo, pautar y seleccionar una emisión musical, manejar el archivo musical y realizar la facturación, el control y la gestión publicitaria.

El aspecto más revolucionario de la incorporación de la computación a la radio ha sido quizás  el hecho de poder llegar a automatizar toda una emisión, consiguiendo que funcione sin la presencia física de una persona.

En resumen,  las computadoras y su paquete informático  constituyen un elemento imprescindible en la radio del siglo XXI.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

CADENAS O CIRCUITOS RADIOFÓNICOS

En general, las cadenas de radio están constituidas por grupos de estaciones AM y/o FM que trabajan en conjunto a fin de lograr la mayor audiencia posible y atraer así la publicidad nacional.

A grandes rasgos, la estructura de un circuito es la siguiente: la emisora clave o “emisora matriz”  está ubicada en una gran ciudad (Caracas, en el caso de Venezuela) y tiene un variado número de estaciones, propias y afiliadas, en las ciudades más importantes del país. A cambio de la aceptación y transmisión de los programas de la cadena, las emisoras que lo conforman reciben un porcentaje de los ingresos que genera la publicidad de los patrocinantes nacionales.

Esto no significa que las estaciones  propias y afiliadas tengan que transmitir exclusivamente programas producidos por la emisora matriz, por lo general pueden escoger los programas que deseen y pasar sus  propias producciones locales.

En algunos casos también pueden vender publicidad local que difunden durante la emisión de un programa nacional. El problema material es resuelto sencillamente, en determinado momento de la transmisión la emisora matriz inserta dentro del programa varios avisos de interés público o de promoción los cuales son sustituidos en las emisoras locales por sus propios anuncios comerciales.

Con su incorporación a los circuitos las estaciones locales  pueden contar con una amplia gama de programas noticiosos y musicales para completar su  programación. Esto ha dado como resultado que dichas emisoras hayan adoptado el sistema lógico de contar con un complemento del circuito para cubrir las noticias nacionales o internacionales, antes o después de un segmento de noticias locales, lo cual proporciona a los oyentes un programa informativo bastante completo. Pero no debe interpretarse  que la afiliación a los circuitos es ventajosa unilateralmente ya que las emisoras locales, a su vez, nutren a la cadena con informaciones importantes sobre hechos ocurridos en el área que ellas cubren.

En Venezuela, los circuitos radiofónicos han experimentado en los últimos años un extraordinario crecimiento tanto en número de afiliados como en ingresos por publicidad. Varios factores se han combinado para crear esta situación: la tecnología de los satélites; la competencia, que ha obligado a las estaciones locales a buscar diferenciarse de sus rivales y el hecho de que a los anunciantes nacionales les atraen las oportunidades de la radio por la segmentación de la audiencia y los formatos especializados. Además, las cadenas permiten a estos anunciantes negociar sólo con la empresa representante del circuito en lugar de tratar con numerosas estaciones individuales en diferentes ciudades.

Hay dos desventajas principales en las transmisiones por satélite, la resistencia de algunas emisoras afiliadas para pagar el enlace satelital y la pérdida del atractivo local cuando se transmite gran parte o la totalidad de la programación desde la emisora matriz.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

DIFUSIÓN DE NOTICIAS POR LA RADIO (II)

En Venezuela.

Durante la década 1930-1940 las pocas emisoras existentes en Venezuela contaban con programas informativos muy limitados debido a la ausencia de servicios noticiosos internacionales y porque las empresas radiofónicas carecían del capital necesario para organizar un departamento de información con personal a dedicación exclusiva. A lo que se sumaba la situación política del país durante la dictadura de Juan Vicente Gómez e inmediatamente después de su desaparición física.

En 1942 Radio Caracas comenzó a transmitir un espacio informativo que cobraría gran prestigio como fue “El Reporter Esso”, elaborado por los corresponsales de United Press en Caracas.

También tuvieron relevancia a partir de 1942 los boletines informativos y editoriales de la embajada norteamericana, servicios ofrecidos gratuitamente a las emisoras.

El arribo al poder de Marcos Pérez Jiménez en 1952 afectó negativamente la programación informativa de las emisoras de radio, cuyos propietarios comenzaron a evadir todo programa que pudiera encerrar alguna opinión. Incluso la estatal Radio Nacional carecía de servicios informativos tanto nacionales como internacionales.

El derrocamiento de la dictadura en 1958 impuso a las emisoras de radio la necesidad de abrir sus programaciones a espacios informativos y de opinión a los que se incorporaron muchos profesionales que habían abandonado la radio como consecuencia de la persecución política. Entre los “radioperiódicos” surgidos en 1958 destacó “Unidad”, transmitido por Radio Rumbos. Mientras tanto, aún se mantenía en el aire “El Reporter Esso”.

Las características generales de los nuevos espacios informativos y de opinión seguían siendo las mismas de 1948: no había periodistas dedicados a tiempo completo pagados por las emisoras, éstas carecían de departamento de noticias y de los recursos técnicos ya existentes para la radiodifusión.

La modernización de los servicios informativos en la radiodifusión venezolana tuvo lugar en 1959 con la salida al aire de “Noti-Rumbos”, a través de Radio Rumbos, noticiero que incorporó entre otras particularidades la lectura de las noticias a dos voces, el tono alto en la narración, el empleo del sonido de una marimba para separar un párrafo de otro y el uso de la mancheta reivindicativa.

El éxito alcanzado por Noti-Rumbos tanto en sintonía como desde el punto de vista económico fue seguido de inmediato por otra emisora capitalina: Radio Continente.

La competencia entre Rumbos y Continente tomó la vía del establecimiento de dos grandes circuitos o redes nacionales de emisoras repetidoras, integradas por estaciones propias y afiliadas, lo que obligó a las demás emisoras de Caracas y a las más importantes de la provincia a crear sus propios departamentos informativos o a transformar los que tenían.

1 Comentario

Archivado bajo Radio

DIFUSIÓN DE NOTICIAS POR LA RADIO (I)

La radiodifusión nació en  con un alto contenido informativo, las primeras programaciones regulares incluían de manera indefectible la transmisión de noticias, aunque no de manera regular. Ya se indicó que la emisora norteamericana  KDKA, de Pittsburg, inició sus programas en 1920 con la transmisión de los resultados de las elecciones presidenciales en Estados Unidos ganadas por Warren Harding.

Igualmente, el 2 de julio de 1921 la RCA informó al público, round por round, la pelea por el campeonato mundial de boxeo de los pesos pesados escenificada por el campeón Jack Dempsey y Georges Carpentier.

El primer programa regular de noticias radiofónicas fue creado en 1923 por el periodista Bill Slocum, quien transmitía sumarios de quince minutos de duración a través de la emisora WJZ de Nueva York (actualmente la WABC) utilizando periódicos como fuentes de información. Luego le siguió H.V. Kaltenborn con programas noticiosos por la WEAF (hoy WNBC), también en Nueva York.

Sin embargo, los boletines informativos y los programas de noticias de los primeros tiempos de la radio tuvieron muchas limitaciones como la falta de personal y dificultades de financiamiento. Por otra parte, las agencias de noticias existentes en Estados Unidos para 1926, United Press, Internacional News Service y Associated Press, no suministraban noticias a la radio por presiones de los dueños de periódicos.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

LA RADIO EN VENEZUELA (III)

Surgimiento de la FM.

El primero de enero de 1975 se produjo  la salida  al aire de la Emisora Cultural de Caracas en la frecuencia  97.7 Megahertz, la primera estación en FM en transmitir en Venezuela, con una programación eminentemente cultural (básicamente música académica).  La  emisora surgió por iniciativa de un grupo de empresarios liderados por el  ingeniero Humberto Peñaloza.

Esta emisora es pionera en el país en  la  transmisión estereofónica, en el uso de grabaciones digitales y en la programación cultural, financiada por empresas privadas, sin carácter de medio publicitario. Su base económica inicial fueron  los patrocinios de espacios, no la pauta en los cortes de programación.

Aún se mantiene en el aire, pero en el año 2005 tras una crisis económica que hacía inminente su cierre,  fue adquirida por el empresario Omar Jeantón. Luego  de 34 años de estoica abstinencia comercial, la Emisora Cultural de Caracas comenzó a incluir espacios publicitarios con lo cual también  se diversifica la programación para  llevarla a un target más amplio.

En 1988 el Estado venezolano otorgó las primeras concesiones para emisoras comerciales en frecuencia modulada. En el mes de septiembre de ese  año surgió en Caracas la primera estación de este género en  el  país: Éxitos 107.3 FM, perteneciente al grupo Unión Radio. Actualmente la frecuencia es operada por el  mismo circuito radiofónico bajo el nombre de La Mega.

En 1989 se inició el período de  instalación de emisoras comerciales en Frecuencia Modulada en todo el territorio nacional.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

LA RADIO EN VENEZUELA (II)

La radiodifusión comercial.

La fase de comercialización de la radio en Venezuela se inicia dos años después del cierre de AYRE. El 9 de diciembre de 1930 comenzaron las emisiones de Broadcasting Caracas, que posteriormente pasó a llamarse Radio Caracas Radio.

La emisora nació libre de compromisos políticos por iniciativa de Edgar Anzola ex empleado de AYRE, quien logró motivar para el proyecto al empresario William Phelps.

Broadcasting Caracas empezó a transmitir desde la terraza de un edificio de comercio denominado Almacén Americano, propiedad de W. Phelps, y los primeros  locutores fueron los mismos vendedores de dicho almacén.

La primera disposición legal para la regulación de las emisiones de radio en el país fue un decreto emitido por el general Juan Vicente Gómez en 1932 mediante el cual creó el Reglamento del Servicio de Radiodifusión, el cual establecía en su artículo 4° que:

El Poder Ejecutivo, a través del Ministerio de Fomento, es el único competente para construir estaciones de radiodifusión, pero éste podrá permitir la construcción y la explotación de estas estaciones por parte de particulares a través de concesiones o autorizaciones.

El 29 de mayo de 1932 el gobierno otorgó una segunda concesión, apareciendo una estación denominada Radiodifusora Venezuela, también en la ciudad de Caracas.

En 1935  salieron al aire La Voz del Táchira, en la ciudad de San Cristóbal, propiedad de Jesús Manuel Díaz,  y en Valencia La Voz de Carabobo.

Desde 1930 hasta 1935 funcionaron muy pocas emisoras de radio en el país, sus ingresos eran muy bajos y siempre se presentaban dificultades con el gobierno de Gómez quien no permitía la difusión de opiniones contrarias al régimen. Además, Venezuela estaba experimentando una etapa de transición de una economía semi-feudal a una economía capitalista donde el sector del consumo comercial no estaba desarrollado.

El diciembre de 1935 falleció Juan Vicente Gómez y se instauró un nuevo gobierno presidido por el general Eleazar López Contreras. A partir de ese momento la radio comienza a tener cierto crecimiento.

El 29 de julio de 1936 salió al aire la primera emisora perteneciente al Estado: La Radio Nacional y el primero de octubre de ese mismo año comienza a difundir sus emisiones Ondas del Lago, en Maracaibo.

A partir de 1937 la radio AM experimenta un nuevo período de expansión económica y geográfica que se prolonga hasta finales de la década 1960-1970.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

LA RADIO EN VENEZUELA (I)

Período de experimentación.

Las primeras actividades de radiodifusión en Venezuela fueron realizadas en 1926 por Luis Roberto Scholtz y Alfredo Moller. En esta época el país estaba sometido a un régimen dictatorial presidido por el general Juan Vicente Gómez, lo cual hacía difícil la instalación y funcionamiento de este tipo de actividad.

A fin de hacer posible la instalación de una estación  de radio, Moller y Sholtz se vieron obligados a buscar apoyo en personalidades políticas cercanas al propio dictador, y en tal sentido, lograron interesar en el proyecto al coronel Arturo Santana, quien era edecán de José Vicente Gómez, hijo del dictador y segundo vice-presidente de la República.

Con la colaboración de Santana fue posible la instalación de la estación de radio AYRE BROADCASTING CENTRAL DE CARACAS, que comenzó a transmitir en Caracas el 23 de mayo de 1926 con una potencia de 1kw y una programación constituida por emisiones informativas, musicales y obras teatrales.

Los estudios quedaron establecidos en la Esquina de El Tejar, mientras que el transmisor fue ubicado en un local marcado con el número 68 en la esquina de San Roque cerca del Nuevo Circo.

El discurso de inauguración fue pronunciado por el historiador y académico Eloy G. González y como programa inaugural se presentó un concierto de canto a cargo de  la señora Susana de Lyon Paván y la señorita Hilda Jagemberg.

El financiamiento de la emisora provenía de una especie de tasas o contribuciones que se cobraba a los usuarios poseedores de aparatos receptores de radio, tomando en cuenta que la misma no tenía anuncios comerciales.

AYRE tuvo una corta duración ya que en 1928 el dictador Gómez descubrió una conspiración en la que supuestamente estaría involucrado su hijo, lo cual propició la inmediata destitución de su cargo, así como el cierre de la emisora.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

EL FENÓMENO DE LA RADIODIFUSIÓN

La radio alcanzó su mayoría de edad  en la década 1931-1940. Fueron años gloriosos de una concepción radiofónica espectacular, fruto tanto de la “juventud” del medio, como del alarde de imaginación de cada emisora para encontrar nuevos espacios atractivos a sus oyentes y a los de la competencia. Después, la II Guerra Mundial y la televisión modificarían el campo de actividad de la radio.

Aunque con la impronta de unos orígenes  y de unas sociedades muy distintas, las grandes emisoras británicas y estadounidenses, sobre todo, consiguieron crear un auténtico estilo radiofónico, muchas veces improvisado y siempre palpitante, no solo en los temas periodísticos, sino incluso en las retransmisiones cada vez mejores y más frecuentes de conciertos, obras dramáticas o espectáculos de variedades.

Del esfuerzo de imaginación por ganar audiencia, acercando los programas a los problemas o a los motivos de diversión del gran público, surgirían los primeros presentadores, showmen y comentaristas radiofónicos. Pero, sobre todo,  fue el período de eclosión de los intrépidos reporteros que, micrófono en mano, eran capaces de entrevistar tanto a los simples peatones como a los políticos, literatos y artistas más famosos, o de relatar en directo las incidencias de cualquier acontecimiento. Los documentos sonoros de la actualidad de aquella época son ya legendarios.

El punto culminante del nuevo periodismo radiofónico lo marcaría, el 30 de octubre de 1938, la versión para la radio, mitad serial, mitad obra escenificada, que dirigió Orson Welles de La guerra de los mundos, una novela escrita por H.G. Wells en 1898. La emisión tuvo lugar  desde el Mercury Theatre de Nueva York para todas las estaciones de la CBS, y fue realizada con tal verismo dramático, que casi dos de los seis a doce millones de oyentes creyeron cierta la invasión de la Tierra por sanguinarios marcianos y generaron una fantástica reacción de pánico colectivo.

Por último, la década 1930-1940 sería también testigo de la expansión internacional de la radio, a caballo de los enlaces entre las grandes potencias coloniales y sus dominios efectivos o ambicionados. Gran Bretaña, por ejemplo, pionera de esta radiodifusión exterior, inauguró sus emisiones “para todos los pueblos del Imperio” (según palabras del rey Jorge V) en diciembre de 1932, a través de un Empire Service (antecedente del World Service) que cubría todas las colonias británicas repartidas en cinco zonas (África occidental, Suráfrica, Australia, India y Canadá).

Posteriormente, en 1938, el servicio internacional de la BBC comenzó su emisión de boletines de noticias para otros países en su lengua respectiva (español, francés, italiano, alemán, árabe), algo similar a lo que, mediada ya la década, harían la Unión Soviética y la Alemania hitleriana con sus programas de propaganda.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio

LAS PRIMERAS EMISORAS DE RADIO (II)

Según la estructura política de cada país la radiodifusión ha tenido en el mundo tres modelos de legislación: régimen de libertad, régimen monopolista y régimen mixto. En todos los sistemas de gestión se acepta que el titular último de la posibilidad radiofónica es el Estado.

El régimen de libertad, que procede de Estados Unidos, está referido al dominio de la iniciativa privada, lo que no quiere decir que el Estado no pueda crear una base jurídica normativa. Los países que adoptaron el régimen monopolista por parte del Estado fueron los gobernados por regímenes totalitarios y algunos sistemas democráticos. Los países democráticos terminaron por adoptar el denominado régimen mixto.

La radio floreció durante las décadas de 1930 y 1940. En 1935 el ingeniero norteamericano E. ARMSTRONG desarrolla los estudios técnicos para la puesta en práctica del sistema de transmisión en FM. Se trata  de un sistema  exento de parásitos mediante la modulación de frecuencia, que ha sido utilizado principalmente para acoplar el sonido a la televisión y a las emisoras de Frecuencia Modulada.

El comienzo de las emisiones de televisión hacia 1950, primero en Estados Unidos y después, paulatinamente, en el resto de países industrializados supuso un freno para el desarrollo de la radio y un condicionamiento para su campo de acción futuro.

Para finales de la década 1960-1970 el progreso de la radio parecía definitivamente concluido, pero la impresión era errónea. La radio se vio obligada a buscar necesidades públicas que satisfacer, que no fuesen atendidas con eficacia por la televisión. Consiguió encontrarlas, y así se remodeló  sobre líneas nuevas basada en la doble vertiente de su capacidad de transmisión inmediata de la noticia, y de la música como instrumento de distracción. A ello se sumó la tecnología de la radio a transistores.

Deja un comentario

Archivado bajo Radio